55. Molino Cabila y Senda de los Molinos

Documentado desde 1489, en el siglo XIX se convierte en fábrica de harinas. Tras su derribo parcial en 1975, ha sido objeto de conservación en sus muros y parte de la maquinaria en 2010. Es ejemplo de arquitectura industrial de presas, batanes y molinos repartida por las riberas del Eresma, y una etapa de la cautivadora Senda de los Molinos, de gran riqueza patrimonial y medioambiental, cuyo inicio es la antigua Fábrica de Loza hasta llegar a la Casa de Moneda, ver nº 59. En paralelo, la medieval Cacera de Regantes, que secularmente ha surtido las huertas del barrio de San Lorenzo.

Ver Senda de los Molinos en un mapa más grande